“….todas las brujerías del brujito de Gulubú,

se curaron con la vacú, con la vacuna luna lunalú….”

(canción de la vacuna, María Elena Walsh).

 Por Ignacio Pizzo (*)

            Una nueva mutación que yo llamaría transposición de derechos emerge desde hace algún tiempo en nuestra Argentina, y se expresa fenotípicamente en una suerte de propaganda paradójica. El caso –Los médicos siempre hablamos de casos-, es el lanzamiento de la nueva vacuna contra el VPH (virus papiloma humano), que por resolución ministerial, presidencial o vaya a saber quién resuelve, ya es obligatoria en nuestro calendario nacional y las destinatarias son  todas aquellas niñas a partir de los once años. Esta vacuna que viene empuñando el reconfirmado ministro Manzur en una mano, y algunos dicen con la cruz del Opus Dei en la otra,  ha tenido un anticipo publicitario con Araceli González promoviendo  vacunarse contra el cáncer de cuello de útero. Si bien es cierto que hay asociación entre este tipo de cáncer y el virus papiloma humano, es una maniobra mediática que considero imprudente.

Leer más...

Por Carlos Del Frade

(APe).- En estos días se cumplen noventa años de la tercera gran huelga en La Forestal, en el norte de la provincia de Santa Fe.

 Aquel movimiento estuvo encabezado por trabajadores hacheros explotados en los montes de quebracho que se extendían por los tres grandes departamentos de la cabeza de la provincia con forma de bota: 9 de Julio, lindante con Santiago del Estero, General Obligado, cuyo nombre recuerda al matador de originarios y que está sobre el río Paraná y, en medio de ellos, el más extenso, Vera, atravesado por lagos y lagunas y poblado en aquellos años veinte del siglo anterior, de miles de cabezas de ganado.

Leer más...

Por Silvana Melo 

(APe).- Cuando, arrasado por la sífilis, Pedro De Mendoza decidió que la ciudad debía nacer en los bañados del Riachuelo, pensó en un puerto. No hay ciudad viable sin puerto. No habría Buenos Aires sin Riachuelo. Los pibes que nacen y crecen respirando veneno, corriendo una lata en el patio del infierno, en el pedacito podrido de país que les tocó, no saben de los cálculos fallidos del fundador. Ni de los 200 años de tortura y muerte a las que fue sometido el pequeño río, en el relato de alucinación de Antonio Elio Brailovsky.

Leer más...

Por ALFREDO GRANDE 

“Quizás dios no exista. Pero estoy seguro que a veces se asoma”

“En verdad os digo que la fé es otro de los nombres del deseo”.

(aforismos  implicados)

(APe).- En una de las pocas notas que publiqué en Página 12 me refería a la desaparición de Julio Jorge Lopez. Fue el 4 de diciembre de 2006. La nota se llama: “Sus Ojos se Cerraron” y su primer párrafo es: “Sus ojos se cerraron. Y el mundo sigue andando. El mundo del deporte, de los negocios, del turismo, del arte, del espectáculo, de las noticias, de los parlamentos, de los tribunales, de las familias. Y el mundo sigue andando. Pero solo una parte de ese mundo, el que  no hace mucho fue caracterizado como “izquierda siniestra”, no se conforma con seguir andando, sino que marcha”. La marcha es una forma de andar que confronta, enfrenta e interpela a la cultura represora.

Leer más...

Por Alberto Morlachetti

(APe).- Si el paisaje cuelga para los ricos de un marco de ventana, y sólo para ellos, lo ha firmado la mano magistral de Dios, escribía Walter Benjamin. Así sienten y piensan determinados grupos humanos, acopiadores de riquezas, siempre hegemónicos, siempre minoritarios, portadores de propiedades “sustanciales”, inscriptas de una vez y para siempre en una especie de esencia biológica que los convierte en dominantes frente a colectivos sociales mayoritarios cuyos comportamientos discrepantes serán siempre inferiores, naturalizando el racismo a través de los tiempos.

Leer más...

Recién editado

Libros de APE