Por Oscar Taffetani

(APe).- Leíamos en el diario Perfil, el mes pasado: “En Misiones murió otro chico desnutrido. Es el tercer caso en semanas. El gobierno K de Maurice Closs trató de ocultar el tema”. Podríamos contar la anécdota de esa muerte, la anécdota con nombre y con silueta de ese niño y de sus padres. Y podríamos describir, como en círculos concéntricos, el entorno de esa muerte injusta, de esa muerte evitable. Preferimos no hacerlo.

Leer más...

Por Alfredo Grande 

(APe).- En los viejos tiempos, leía en los diarios la “crónica policial”. Siempre pensé que eran situaciones con intervención policial, pero que en realidad eran cuestiones sociales, económicas, vinculares. La realidad de Haití debería estar en una sección denominada “crónicas del exterminio”. Terremoto, cólera son apenas formas encubridoras de designar aquello que la culta razón occidental no puede admitir. No son necesarios los grotescos mails que wikileaks desparramó por el mundo para aceptar que nada es como se nos dice y que, una vez mas, el escándalo es la cara visible de la hipocresía. Sin embargo, para aquellos que trabajamos en una escala acotada, diríamos cuasi vecinal, es difícil de creer que se pueda sostener, y durante décadas, algo que llamaré la “dimensión criminal de la paradoja”. 

Leer más...

Por Oscar Taffetani 

(APe).- "Creo que la operación es un éxito”, dijo el presidente Lula. “Obviamente, no terminó: apenas ha comenzado. Les pido mucha tranquilidad, porque venceremos esta guerra". Se refería a la ofensiva militar lanzada esta última semana contra Comando Vermelho, Terceiro Comando Puro, Amigos dos Amigos y otras organizaciones criminales con base en las favelas de Río y San Pablo, así como en las grandes cárceles del país.

Leer más...

Por Claudia Rafael

(APe).- ¿Cuánto le debe el estado federal al interior profundo, al noroeste desmontado, hambriento y apaleado en las pieles morenas de su origen? ¿Cuánto le debe el ombligo de la república a su adentro fronterizo, al país otro tan lejos de las puertas con llave de los despachos? ¿Quién discute o aplaude o reclama a viva voz de traje y con anteojos en punta de las narices el pago irrestricto de la deuda interna? ¿Se pagará con bonos 9 de Julio, con patacones, lecops o papeles viejos? ¿O se pagará con dólares, euros y pesos nacionales con la figura de Roca, como se les paga uno tras otro a los acreedores de afuera? ¿Se pagará como al FMI o como al Club de París? ¿Sabe el estado federal que hay acreedores, millones de acreedores estoicos, olvidados, perdidos en las selvas, indocumentados, que jamás apretarán con candados al futuro ni investigarán con lupa la salud mental presidencial? ¿Sabe la república central que hay poco menos de un millón de acreedores pequeños, debiluchos, con déficits alimentarios en los centros urbanos que esperan cobrar en dignidad, en distribución real de los recursos, en proteínas para los músculos, en calcio para los huesos?

Leer más...

Por Silvana Melo

(APe).- La lucha por una tierra donde pisar firme. Donde nacer, sobrevivir apenas, morir temprano. Pero la tierra propia, donde echar semilla y que crezca la brizna como un sueño y después la hoja, el fruto, el alimento y otra vez el ciclo inexorable de la vida. Soledad sobre ruinas, sangre en el trigo rojo y amarillo, manantial del veneno, escudo, heridas. Cinco siglos igual.

Leer más...

Recién editado

Libros de APE